Quiche de calabacín

La quiche es una tarta salada de origen francés. Es un plato que como base lleva pasta brisa y sobre ella una mezcla de huevos, queso, leche o nata, calabacín y puerros.

Se cuece en el horno y el resultado es el de una tarta con la base crujiente y con un relleno cremoso y suave. Se puede comer tanto fría como caliente y acompañada de una ensalada queda un plato muy completo.

Al relleno se le puede incorporar beicon o panceta y hasta otras verduras como espinacas, berenjena, calabaza…lo que os guste más. Además es una buena opción para camuflar las verduras que no suelen gustar tanto.

Para 4-6 personas:

Ingredientes:

1 masa quebrada

2 calabacines pequeños

½ puerro (la parte blanca)

Aceite Sal y pimienta

1 c.p de mostaza suave

4 huevos

200 ml de nata

200 gr de queso rallado gruyere

Preparación:

Lavar las verduras, cortar el puerro en rodajas finas y 1 ½ calabacín a dados pequeños, la mitad restante cortarlo a rodajas finas.

Poner a calentar con un poco de aceite la cacerola baja de 22cm y saltear los dados de calabacín y las rodajas de puerro con un poco de sal unos 10 minutos.

Pasar las verduras a un plato y dejar enfriar.

Mientras batir los huevos con un poco de sal y pimienta y añadir la nata, mezclar hasta obtener una mezcla cremosa.

En la misma cazuela baja poner la base de masa quebrada. La masa la podemos cortar a la misma medida que la cazuela o adaptándola a las paredes de la cazuela.

Pintar la base con la mostaza e incorporar las verduras salteadas.

Poner encima de las verduras un poco de queso rallado y la crema de huevos y nata.

Poner otra capa de queso y las rodajas de calabacín repartidas por toda la tarta. Acabar con el resto de queso rallado.

Hornear la quiche a 180ºC entre 35-40 minutos.

Fotografías y receta by Raquel.

No Replies to "Quiche de calabacín"

    Leave a reply

    Your email address will not be published.